• Hispanos Press - IfleetGPS - Cancer Association
  • All for Venezuela - Hispanos Press
  • Academy of Music for the Blind

San Salvador (AFP) – El Salvador llamó este sábado a los 190.000 salvadoreños que se encuentran amparados a un estatuto de protección temporal (TPS) en Estados Unidos a “esperar la decisión oficial” de Washington de renovarles o no el mismo.

“Les pedimos a nuestros compatriotas mantenerse atentos al anuncio oficial (sobre la renovación o no) que sólo lo puede dar el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), y que es el pronunciamiento oficial”, aseguró el canciller salvadoreño Hugo Martínez, en declaraciones que brindó a un noticiero del Canal 6 desde Estados Unidos.

La reacción del jefe de la diplomacia salvadoreña ocurre luego que el viernes el diario The Washington Post informó que el Departamento de Estado determinó que más de 300.000 migrantes haitianos y de Centroamérica ya no necesitan un TPS.

El periódico, citando a funcionarios vinculados al tema, señaló que el secretario de Estado, Rex Tillerson informó, a la jefa interina del DHS, Elaine Duke, el martes que las condiciones económicas, de seguridad y otras en esos países ya no son tan terribles como para que los migrantes necesiten permanecer en Estados Unidos.

Sobre esa publicación, la cancillería salvadoreña indicó en un comunicado este sábado que “no acostumbra hacer comentarios sobre posibles comunicaciones internas entre agencias gubernamentales” estadounidenses, por lo que reiteró que El Salvador “se mantendrá a la espera de cualquier anuncio oficial” sobre el TPS que beneficia a los salvadoreños.

De acuerdo a la cancillería, en el caso de los salvadoreños, el DHS tiene como máximo hasta el próximo 7 de enero para dar a conocer su decisión.

El TPS además de los 190.000 salvadoreños, también favorece a unos 50.000 haitianos, 57.000 hondureños y 2.500 nicaragüenses.

En el caso de hondureños y nicaragüenses, el TPS que les beneficia vence en enero, mientras que para los salvadoreños su versión actual vence el 8 de marzo de 2018.

El TPS, que otorga permisos temporales para residir y trabajar en Estados Unidos, fue abierto para El Salvador en 2001, luego de que este país centroamericano fuera afectado por dos fuertes terremotos, el 13 de enero y el 13 de febrero de ese año.

Martínez ha permanecido durante esta semana en Washington haciendo cabildeo entre congresistas, empresarios en busca de apoyo para que Estados Unidos acceda a renovar el TPS a los salvadoreños.

No hay comentarios