Hispanos Press Producto promocionales 728 x 90

Washington (AFP) – James Comey, ex jefe del FBI destituido por el presidente Donald Trump, acordó dar testimonio público de la injerencia de Rusia en las elecciones en Estados Unidos después que nuevas acusaciones aumentaron la presión sobre el líder estadounidense.

En una reunión de la Oficina Oval con altos funcionarios rusos la semana pasada, Trump dijo que Comey era “una persona con un desbalance mental” y dijo que despedir al jefe de inteligencia lo había aliviado de “una gran presión”, informó The New York Times.

El intercambio apoya las afirmaciones de que Trump destituyó a Comey por la investigación de la oficina sobre posibles conspiraciones entre la campaña del magnate inmobiliario y Moscú.

El Washington Post dijo que el FBI ha identificado a un alto funcionario de la Casa Blanca como una “persona de gran interés” en su extensa investigación sobre la intromisión de Rusia en las elecciones presidenciales de 2016.

Los informes llegaron justo cuando Trump voló a Arabia Saudita para dar inicio a su primer viaje al extranjero como líder estadounidense – destacando cómo la controversia sobre los supuestos vínculos de su equipo con Moscú está persiguiendo a su incipiente presidencia.

Comey testificará en sesión abierta del Comité de Inteligencia del Senado en algún momento después de la conmemoración del Día de los Caídos, el 29 de mayo, aunque todavía no se ha fijado una fecha.

El ex jefe del FBI no ha hablado públicamente desde su despido la semana pasada.

“Espero que aclare para el pueblo estadounidense los últimos acontecimientos que han sido ampliamente reportados en los medios de comunicación”, dijo el presidente del panel, Richard Burr, en un comunicado.

El principal demócrata del Comité de Inteligencia del Senado, Mark Warner, dijo que espera que Comey “aclare asuntos críticos para la investigación de este comité sobre la interferencia rusa en las elecciones de 2016”.

Sin embargo, los miembros del Comité Judicial del Senado dijeron que Comey declinó su invitación para testificar ante el panel sobre las circunstancias que rodearon su retiro abrupto.

Contenido Relacionado
Trump advierte a ex jefe del FBI sobre contactos con la prensa

“Estamos extremadamente decepcionados con la decisión de James Comey de no declarar voluntariamente ante el Comité Judicial”, dijeron el presidente Chuck Grassley y la principal demócrata del panel, Dianne Feinstein, instando a Comey a reconsiderarlo.

“No hay ninguna razón por la que no pueda testificar ante los Comités de Inteligencia y del Poder Judicial…  Dado su compromiso con la gente y la misión del FBI, esperábamos que él respondiera a los senadores responsables de investigar a su próximo líder propuesto”.

La Casa Blanca se ha visto afectada por una sucesión de atroces acusaciones contra el presidente esta semana, incluyendo que puede haber obstruido la justicia pidiendo a Comey que abandonara una investigación sobre uno de sus principales asesores.

– Lazos de Moscú bajo el microscopio –

El último informe del Post, citando a fuentes anónimas familiarizadas con la investigación, socava la insistencia de Trump en que su campaña no tuvo nada que ver con el Kremlin.

El consejero de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn, se vio obligado a renunciar por engañar al vicepresidente Mike Pence sobre una llamada telefónica con el embajador ruso.

El yerno del presidente Jared Kushner está entre aquellos cuyos contactos con el gobierno ruso han estado bajo escrutinio.

“Acabo de despedir al jefe del FBI”, dijo Trump al canciller ruso Sergei Lavrov la semana pasada, según el Times, citando las notas tomadas en la reunión y leídas en el periódico por un funcionario estadounidense.

“Me enfrenté a una gran presión por causa de Rusia. Ya se resolvió.

Eso va en contra de la insistencia pública de la Casa Blanca de que el despido de Comey no estaba vinculado a su investigación en curso.

El portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, no cuestionó la información del Times.

Las comunicaciones rusas interceptadas sugieren que los funcionarios rusos sentían que habían construido una relación tan fuerte con Flynn que podían usarlo para influir en Trump y su círculo íntimo, informó CNN.

Citó a funcionarios de la administración actual y anterior como diciendo que los funcionarios de inteligencia de los EEUU estaban tan preocupados por las conversaciones entre Flynn y los rusos que limitarían hasta donde fuera posible cualquier información delicada que compartieran con él.

– ¿Lo hizo o no? –

El jueves, Trump se declaró víctima de la “mayor caza de brujas” en la historia política estadounidense y negó las acusaciones de conspiración.

“Definitivamente, no hay ninguna conspiración entre mi campaña y yo, pero siempre puedo hablar por mí mismo, y los rusos – nada”, dijo Trump a los periodistas.

La Casa Blanca predijo el viernes que la investigación respaldaría las declaraciones de Trump.

“Como ha dicho el presidente, una investigación exhaustiva confirmará que no hubo conspiración entre la campaña y ninguna entidad extranjera”, dijo Spicer.

Spicer ofreció una nueva explicación para el despido, diciendo que Trump había estado tratando de mejorar las relaciones con Rusia – y Comey se interpuso en el camino.

“Al imponerse y politizar la investigación sobre las acciones de Rusia, James Comey creó una presión innecesaria sobre nuestra capacidad de negociar con Rusia”, dijo.

#DonaldTrump #JamesComey #FBI #Rusia

No hay comentarios